miércoles, julio 13, 2011

Cuponizá tu vida (segunda parte)

Carolina Sturla para mi era mi amiga de taller, con quien compartía taxi de vuelta y que trabajaba en la Fundación YPF. Resultó ser la gerente del área de Cultura y Patrimonio. Cuando le escribí un mail diciendo que me gustaría trabajar en la fundación, me dijo que justo estaban buscando a alguien para trabajar en un proyecto concreto. Querían confeccionar el archivo histórico y patrimonio de la empresa, y necesitaban una persona para trabajar en eso. Me aclaró que era temporal, y el otro pequeño detalle: tenía que empezar en una semana.
Me encantó el proyecto. Le dije que si. Después vería cómo se iba dando todo lo demás. Eso fue un viernes. El lunes fue feriado. El martes me llamaron para coordinar una cita. El miércoles a la mañana fui a tres entrevistas diferentes y al mediodía me llamaron para decirme que había quedado. En sólo seis días se había resuelto mi búsqueda de seis meses.
El proceso de partida de Cupónica me llevó 10 días. Tenía que dejar todo listo para la próxima redactora. Y fue en la redacción de ese manual de Copywrite que capitalicé todo lo que había aprendido en la empresa. Todo lo que desarrollé con los textos, el potencial para acciones de marketing, todas las posibilidades para desarrollar la comunidad de Cupónica se presentaron ante mis ojos.
Así recordé lo mucho que me había divertido escribiendo esas historias. Y la verdad que la pasaba muy bien. Cosas que descubrí:
- El marketing puede ser muy divertido y entretenido
- Se hacen grandes amigas en el trabajo
- La Torá todo lo dice: pasado, presente y futuro
- Shabat empieza los viernes a la tarde y dura hasta el sábado a la noche
- Las personas que trabajan en atención al cliente son lo más. Se merecen todo mi respeto
- Los usuarios son demasiado viles con quienes les prestan un servicio
- Existe una máquina que sólo bate leche y hace espuma para el café. Excelente
- Hay gente que le dice hija a su perra diminuta, con un moño en la cabeza
- No importa cuáles sean tus creencias religiosas, Yhavhé te encontrará en el cielo y te juzgará con todos tus ángeles buenos y malos
- Soy una persona creativa
El día que me fui me regalaron dos docenas de medialunas saladas de manteca (!!!!!!) calentitas, oda a la infancia de Jolo; y una Besha billetera turquesa de cuero con cierre y separadores (como la que quería!!!). Adentro es fucsia. Es muy linda y está súper contenta porque la llevo a todos lados.
El viernes me fui como a las 8.30 pm (tarde para mi, siempre rajaba a las 7 cuando mucho). Pixie me puchereó y Mery lloró un poco y Ale hizo de cuenta que no me iba. Y yo las quiero con toda el alma. Jolo me retuvo lo más que pudo charlando de Cupónica y escuchando lo que tenía para decir.
Y todo así, porque al final es cierto lo que me dijo Marie (amiga de taller y nueva redactora): en Cupónica somos como una gran familia.

1 comentario:

marie augustine. dijo...

que lindas estas dos partes ^^